El televisor más grande de Sony inicia una nueva era en el entretenimento audiovisual.

Sony lanza el televisor BRAVIA más grande de su historia para que el espectador disfrute de una experiencia comparable y similar a si estuviese en una sala de cine o en un espectáculo en directo. Con un panel LCD 4K de 84 pulgadas (3840 x 2160) proporciona una alta súper-resolución, incluso a una distancia de solo 1,5 m. y sin pixelado alguno.

Este televisor también es capaz de reproducir los contenidos de diferentes resoluciones como pueden ser los discos Blu-ray o las emisiones digitales en 4K. El resultado es una gran pantalla de alta resolución y un potente sonido que brinda experiencias muy alejades de los televisores convencionales (resolución 4 veces superior a la del Full HD estándar).